sábado, 11 de febrero de 2012

Desayunando en Oviedo

A veces ni el frió puede con las ganas. Algo así nos pasaba ayer a todos los asistentes de el Desayuno BDSM, que poco a poco íbamos llegando al punto submarino de encuentro.
Nuevas caras venidas de otros lugares nos acompañaban para desayunar, aires frescos de renovacion con los que pudimos comprobar que a pesar de no compartir ideas al 100 x 100 se puede dialogar y disfrutar de buenas charlas intercambiando puntos de vista. Una promesa de un próximo encuentro para acercar las dos comunidades quedó en el aire, pronto será posible.
Una mañana entre cafés calientes, pinchos, bollería variada e infusiones no servidas. Miradas que sonrojaban a alguna de las presentes y hacían que sacara su carácter... Un desayuno da mucho de si.
Tanto que el tiempo era poco para alguno de los presentes, ya que lo alargaron a una fantástica sobremesa después de una rica comida.






Muchas gracias a todos los que lo hicisteis posible, una vez mas.

1 comentario: